El discurso de Quintela: El bolsillo como eje en la apertura de sesiones de Legislatura

El equipo de asesores del gobernador prepara el discurso de apertura de sesiones ordinarias de la Legislatura, que será el camino a transitar por la administración quintelista hasta fin de año.

En tiempos complicados en el aspecto económico, Ricardo Quintela centrará sus frases sobre el acompañamiento del Estado a las familias riojanas, como ya lo dijo el 10 de diciembre cuando asumió como primer mandatario provincial.

Se hizo público la conformación de una nueva empresa estatal de transporte llamada Rioja Bus y la confirmación de la aplicación del modelo de boleto estudiantil en La Rioja que tendría que haber sido mencionado por Quintela ante los legisladores. Dicho sistema se dará a partir de marzo con las inscripciones para que se ponga en marcha en abril en la Capital, aunque los intendentes pretenden que sea en toda la provincia.

Así el bolsillo de los riojanos estará sobrevolando en cada una de las palabras del gobernador, que tiene en agenda participar de la apertura de sesiones ordinarias este domingo en el Congreso, donde será presidida por Alberto Fernández.

Quintela además otorgó un bono navideño de $12 mil dividido en tres cuotas que deberían cobrarse los 27 de cada mes. Luego se pasó a la fecha del pago de los salarios mensuales, que en marzo será la última cuota.

El gobernador analiza con el Ministerio de Hacienda transformar $4 mil en un incremento salarial para los estatales. Es decir que una cuota quede fija en los sueldos que incluye también a la denominada Quincenita.

La idea de Sergio Casas con el plan Te Súper Banco seguirá con algunas modificaciones: ahora se mira a los jubilados y el inicio de clases, al finalizar el aspecto vinculado con las compras en los supermercados.

Mientras reclama una deuda de $1.000 millones a Fernández y espera que el presidente actualice los recursos extras ($15 mil millones) en el presupuesto nacional, Quintela tiene que pensar qué hará con la deuda pública. Asimismo la Nación no avanza en un plan de obras públicas hasta que no se terminen las negociaciones con el FMI.

Lo social es la base del gobierno quintelista y se escuchará mucho, aunque la caja de cada mes se achica. Por eso, la entrega de bolsones escolares y la asistencia a los sectores más vulnerables.

Fuentes quintelistas confiaron a Rioja Política que el gobernador no cambiará a la forma de gobernar que lo hizo en su paso como intendente en la Municipalidad. Sus funcionarios que vienen desde el casismo pensaban lo contrario. Por lo cual, el poder gira solo con Gabriela Pedrali y Armando Molina. En algunas lineamientos estratégicos se suma la vocera Luz Santángelo.

En otras palabras, Quintela se sentará en el atrio de la presidencia de la Cámara de Diputados para hablarle a los bolsillos de la mayoría de los riojanos.